Si quiero empezar a practicar yoga, ¿puedo hacerlo solo/a en casa? ¿Qué necesito? A menudo me preguntáis si podéis practicar yoga en casa solos. Lo más importante para empezar con tu práctica de yoga en casa es querer hacerla.

Puedes elegir un momento que sepas que vas a tener la suficiente tranquilidad para concentrarte plenamente en tu práctica. Al principio puede que te cueste, pero poco a poco lograrás sentir tu respiración, la calma y la paz que experimentarás con cada postura.

Mi consejo es que trates de practicar yoga a diario, ya que si lo haces solamente 1 vez a la semana, no vale para nada. El yoga no es un deporte o un entretenimiento de 1 hora, sino una enseñanza que requiere respeto y disciplina.

Cómo hacer yoga en casa

A continuación te presento 10 tips esenciales que debes seguir para empezar tu práctica de yoga en casa con comodidad y sencillez.

1. Busca un lugar cómodo:  para hacer yoga en casa no necesitas un gran espacio, con un espacio suficientemente grande basta. Asegúrate de estar libre de distracciones y busca un sitio tranquilo, limpio y ventilado. Puedes ambientar el lugar con algunas velas o incienso si quieres.

2. Márcate unos objetivos: ten claro cuál va a ser tu rutina y asegúrate que sea alcanzable según el tiempo del que dispones para realizar tu práctica de yoga. Puedes probar con series de posturas más cortas si dispones de poco tiempo, o con series más largas si tienes más tiempo.

3. Vístete cómodamente: ponte ropa cómoda, descálzate y quítate los calcetines. De ese modo podrás sentir mejor el suelo, ser más consciente y lo más importante… ¡evitarás resbalar mientras haces las posturas!

4. Aleja las distracciones: deja tu móvil en un sitio dónde no puedas oír las llamadas o los mensajes. Debes olvidarte del teléfono para desconectar y conectar a su vez contigo mism@.

5. Practica con el estómago vacío: te recomiendo que esperes alrededor de unas 3 horas después de comer para empezar con tu práctica de yoga. Hacer yoga sin alimentos en tu estómago te permitirá sentirte más ligero y evitarás mareos u otras molestias. Te aconsejo que tomes agua 15 minutos antes de empezar tu rutina y si te sientes hambrient@, puedes tomar fruta, beber algún zumo o infusión hasta una hora antes de la práctica.

6. Cómprate una buena esterilla: puedes poner una manta o una toalla en el suelo para que te proporcione un buen apoyo y comodidad para practicar tus posturas de forma segura, pero te aconsejo que te compres una esterilla de yoga. La esterilla de yoga es algo muy personal que recibe toda la energía de una práctica y te ofrece una mejor tracción mientras haces las posturas. Además, ayuda a mejorar tu equilibrio y te proporciona una capa aislante del suelo, que en ocasiones puede estar frío.

Razones para practicar yoga en casa

Hay un sinfín de razones por las que puedes elegir practicar yoga en casa. Estos serían unos ejemplos:

– Para tener tu propio horario.

– Para poder establecer tu propia práctica según lo que te pida el cuerpo.

– Para completar tu práctica de yoga que realizas cuando vas a clase (practicar yoga dos veces por semana en clase no es suficiente).

– Para ahorrarte dinero.

– Para evitar desplazamientos.

– Porque no encuentras centros de yoga en el lugar en el que te encuentras.

– Por vergüenza

Sea cuál sea el motivo, a partir de hoy, estoy convencida de que tu práctica será consciente, cómoda, mejor estructurada y más centrada. Debes acostumbrarte a mantener una práctica regular. Verás cómo rápidamente tu mente se despeja y tu cuerpo se encuentra más ágil y sano. Esta es mi experiencia así lo vivo y también gran parte de las personas que comparten sus vivencias de yoga conmigo.

Consejos para hacer yoga en casa

Una vez hayas decidido hacer yoga en casa y tengas en mente todos los tips para empezar a ponerlo en práctica, voy a darte algunos consejos que debes tener en cuenta para crear tus primeras rutinas.

En primer lugar, debes saber que no existe “una única manera” de practicar yoga. No obstante, te daré una pequeña guía para empezar a practicar y a partir de ahí y de tu propia experiencia de asistir en clase, puedes crear tu propia práctica.

Antes de empezar, sé consciente de que cada día tu cuerpo se siente diferente, por lo que tu práctica será siempre distinta. Lo que quiero con estos consejos, es que una vez tengas claro cómo empezar a hacer yoga con la ayuda de los tips de los que hemos hablado antes, puedas crear tu propia práctica de yoga en casa con alegría y felicidad.

1. Dedícate un tiempo: lleva toda tu atención a la práctica que vas a comenzar. Dedícate unos momentos en la estirilla para acomodar tu cuerpo y preparar tu mente. Puedes cerrar los ojos y conectar con tu conciencia interna, puedes preguntarte lo que necesitas de tu práctica de yoga en ese instante y dales a tu cuerpo y tu mente lo te piden. ¡Muy importante! Ancla toda tu atención en la respiración para tener una mayor conciencia del momento presente y no empezar a pensar en la lista de la compra.

2. Pon atención a tu práctica: acompaña y coordina la práctica de las posturas con la respiración consciente. No hace falta que vayas muy rápido o muy lento, simplemente escúchate y adapta tu respiración a tus capacidades físicas, puede que notes que debes profundizar más en la postura o si por el contrario, debes hacer menos. Controla tu respiración.

¡DUDAS QUE SIEMPRE ME PREGUNTÁIS!

¿Cuánto tiempo dedico a cada postura? Si estás empezando con tu práctica de yoga, aguantar la postura te va a costar más que si llevas una práctica regular. Simplemente obsérvate y mira cuál es el tiempo en el que te sientes cómod@ dentro de la postura. Si se trata de una rutina específica voy a marcarte el tiempo o respiraciones (como hago en otros artículos), pero hablamos de una práctica de yoga totalmente libre. De todas formas, como guía general, puedes empezar manteniendo la postura durante 30 segundos siempre que sientas que no le haces daño a tu cuerpo. A partir de ahí puedes ir aumentando el tiempo, llegando a estar hasta 2 minutos o más en cada postura. También debo deciros que depende del tipo de yoga, si se trata de un yoga más dinámico o más estático, mantendrás un tiempo u otro.

3. Acéptate: la primera frase que oigo en vuestra primera clase“estoy fatal, no soy nada flexible…”. Estás comenzando, en lugar de criticarte, puedes centrar toda tu energía en el objetivo de trabajar más tus limitaciones. Tu cuerpo y tu mente te lo agradecerán. Practica no solamente la parte física, sino también la aceptación hacia ti mism@.

4. Anota tus avances: puedes hacerlo en forma de diario. Anotar tus rutinas, ejercicios y avances en un diario puede ayudarte mucho a recordar las secuencias de yoga que trabajas y como está siendo tu progreso.

5. Mantente presente: esta parte es fundamental. Si no estás concentrado en hacer tu práctica, no va a servirte de nada lo que estás haciendo. Observa tu cuerpo y tu mente y mantente presente en todo lo que haces. Pregúntate cómo está tú mente y tú cuerpo antes de empezar la práctica y compáralo con tus sensaciones al terminarla. Toma consciencia de cómo te sientes al terminar tu práctica y te darás cuenta de los efectos físicos y mentales que tiene el yoga.

6. Busca una rutina de calentamiento:al igual que en todos los ejercicios, es importante calentar el cuerpo para que esté bien preparado para estirar y ejercer la fuerza necesaria de todos tus músculos. Busca una rutina de calentamiento: cuello, brazos, piernas. Al mismo tiempo puedes preparar tu mente con algunos ejercicios de respiración para iniciar tu práctica más de una forma más relajada.

7. Enfría tu cuerpo:así como en el inicio de tu práctica calentabas tus músculos para prepararlos, debes hacer un “enfriamiento” al final de tu rutina para que tus niveles cardiovasculares vuelvan a su estado normal. Termina tu sesión de yoga con una relajación tumbada boca arriba en la postura de Savasana, recomendada para restablecer tu respiración y circulación.

8. Practica una meditación o relajación final: ¿frustrado por no poder lograr meditar? Mi consejo es que medites, medites, medites y medites. Incorporar el hábito de meditar en tu vida no es fácil, requiere disciplina y esfuerzo. Además, cuando empiezas pueden surgir obstáculos como molestias corporales, aburrimiento, incluso puede que de pronto te preguntes “¿y qué hago yo aquí meditando?”. Todas estas sensaciones forman parte de la meditación y gracias a ello puedes ir creciendo, lograr tomar cada vez más consciencia y fortalecer tu mente.

IMG_4422

Si te cuesta mucho trabajo, ve poco a poco. Experiméntalo por tu propio pie. El primer día puedes sentarte relajadamente, respirar y si te parece suficiente, terminar. A lo mejor, el segundo día quieres quedarte más tiempo. Si esto no te motiva o sigues aburriéndote, puedes apoyarte en técnicas de concentración en la respiración, en escuchar música, etc. Si quieres saber más sobre la meditación te animo a visitar mi artículo sobre la meditación mindfulness.

Cómo hacer una rutina de yoga en casa

Otra de las dudas que surgen cuando comenzáis a practicar yoga es cómo crear una práctica de yoga para hacer en casa. En este artículo sobre posturas de yoga para principiantes, tienes una guía de posturas para integrar en tu rutina.

¿Por dónde me guío?

– Sígueme en Facebook: cada día comparto posturas, secuencias, artículos y vídeos que pueden servirte de inspiración para tu práctica. Ve guardándolo en tu ordenador y dentro de poco tendrás suficiente material para poder elegir entre las posturas que quieras practicar en casa.

– Sígueme en mi Instagram: en él encontrarás muchísimas fotos con posturas de yoga, unas más sencillas, otras más complicadas. Elige la que quieras y ve creando tu rutina.

Ama tu práctica de yoga, sigue todos los puntos que te he contado en este artículo y podrás empezar a practicar yoga y crear una preciosa rutina para lograr todos tus objetivos físicos y mentales. Disfruta del tiempo que te dedicas a ti, por tu salud física y emocional.

No hagas más de lo que tus capacidades físicas te permiten, no es necesario forzar tu cuerpo. Solamente céntrate en escucharte. Si quieres empezar a practicar yoga en casa y quieres aún más información, te recomiendo que visites esta sección

Dejar mi Opinión

Tu dirección de email no será publicada.